la guerra de los enanos; nos ponemos en marcha!!

Al día siguiente al amanecer Silvino y Fausto se encontraron en la puerta de la casa del último, como siempre salían para varios días, con armas defensivas y comida para tres días, después comerían de lo que diera la tierra, Nirvana salió a despedir a su esposo con un  apasionado beso y un cuídate mucho!!

Fausto se preguntaba que haría Phenix,como no asomaba se acercaron a su casa, Phenix salía en aquel momento cojeando y detrás de él volaba la vajilla desu casa y unos gritos de Ninfala, algo así cómo:”si te vas no vuelvas nunca”, Phenix venía corriendo y feliz, al llegar a su altura comentó: “qué hembra, que energía, imaginaos en la cama.” y sonrió, Fausto también sonrió su amigo seguía igual que siempre, los dos habían encontrado el tipo de esposas que afortunadamente necesitaban, el que le preocupaba un poco era Phenix, mira que había habido ninfas intentando echarle el “lazo”, pues todas tenían algún defecto para aquel “cabraloca”, los faunos se llaman entre sí cabraloca “cariñosamente.

Cuando Phenix se hubo repuesto de la “batallita” con su esposa iniciaron el camino, Phenix estaba feliz y continuó parloteando durante un buen trecho del camino:” no os preocupeis, es así primero hizimos el añor durante dos horas y luego se dió cuenta que estaríamos varios días sin vernos y empezó a ponerse celosa y cuando dije de marchar ,bla,bla,bla……………”

Sus dos amigos sabían que cuando el fauno parloteaba feliz lo mejor era desconectar y dejarlo seguir, ya se cansaría, si le decían algo se pondría de mal humor y refunfuñaría durante todo el camino.

Fueron avanzando hasta que llegaron a la taberna de “Jeremías” un ogro que había montado el negocio a mitad de camino entre la aldea de los ogros y el claro del bosque mágico, solía tener bastantes visitantes que iban de un sitio al otro, decidieron entrar a comer algo y descansar, pues llevaban un buen trecho recorrido.

Pidieron y se sentaron a beber sus pintas y comer sus raciones, cuando mas relajados estaban entraron cuatro enanos en la taberna y se fueron directamente hacia la barra…………………..

Posadero ponnos cuatro pintas, si es que alguna vez un ogro ha tenido buena cerveza.

Jeremías había cambiado de color, pero se contuvo, buscó a la camarera con la vista, con un gesto de “sírveles tú o se lía” muy elocuente y se dispuso a marchar de la barra cuando otro enano dijo:”ya os dije que no encontraríamos un ogro valiente en todo el camino hacia el claro del bosque mágico”,en esas Jeremías echó mano de su garrote y ya lo estaba levantando para arrearle al primer enano cuando Silvino le contuvo.”Jeremías deja a nuestros invitados en manos de Sheila(la ninfa) y ven a tomarte una pinta conmigo, venga amigo que no nos gusta beber solos…….. continuará..

Si quieres volver a la página oficial de la guerra de los enanos pulsa aquí.

imagen obtenida de: http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/d/d7/Posada_y_Molino_de_Aceite_-_Gandul.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s