las ninfas suicidas: el gran dilema.

Una vez hubieron dormido las ninfas celebraron un consejo, debían decidir si marchaban hacia adelante o volvían por dónde habían venido, la razón era obvia, sin agua no se podía seguir, ya llevaban más de un día sin beber y no podían estar mucho tiempo más en estas condiciones
El otro condicionante era el tiempo,sabían que para llegar a la puerta del reino enano hacían falta una travesía de dos días, y también sabían que hacia delante en dos días no encontrarían nada, bueno hablando recordaron que en el poblado de los orcos había un pozo, pequeño pero que podía servir para sus intereses, una vez expuestas las dos alternativas, se pidió una votación a mano alzada, treinta ninfas votaron por volver y treinta y siete votaron por seguir avanzando, Ninfala pidió la palabra y silencio.
Ninfala:”Soy vuestra líder porque vosotras me habéis elegido como tal, de momento hemos matado muchos enemigos y muerto pocas de nosotras, sabíamos cuando salimos hacia este páramo cuál era nuestro final…… LA MUERTE, ¿o acaso lo habéis olvidado?….”hizo una pausa teatral fué mirando una a una a todas las ninfas que hacían el corro.
Ninfala:”vamos a ver os propongo una cosa, deberá decidir la mayoría lógicamente, epro irá bastante en tono con la votación anterior, veinte de nosotras pueden volver atrás y coger cuánta agua puedan llevar, el resto avanzaríamos dejando aquí un campamento “base”, seguimos en pie setenta y dos ninfas de las noventa que salimos del reino enano, podríamos dejar aquí doce y quedaríamos todavía cuarenta ninfas, que avanzaríamos con equipaje rápido, nada de cargas excesivas, sólo arco y flechas, una espada, corta o larga cada cual con sus gustos y camtimplora limpia y comida para tres días, nada de ropa de abrigo,nada de tiendas ni menaje, así tenemos varias cosas claras, el grupo que vaya a por agua puede volver aquí en un día , como mucho día y medio, lo siento si reventáis por el camino pero hará mucha falta vuestra agua para que las demás sobrevivan, habran bebido antes que las otra pero les toca darse una buena paliza, cuando vuelvan, se quedarán a descansar aquí un día y al día siguiente seguirán el camino, mientras que las doce qued ejemos aquí que ya estarán descansadas vendrán a paso ligero a buscarnos para abastecernos deagua, habrán pasado dos días mas o menos, las que avanzemos estaremos más o menos en la zona del enfrentamiento con los hombrecillos de los páramos, si los encontramos los aniquilaremos, si no seguiremos avanzando.”
Hizo otra pausa, miró y trató de averiguar que pensaban sus compañeras, vió bastantes caras iluminadas por la idea así que lanzó al viento la votación….
Ninfala:”que os parece, quién está de acuerdo con mi plan??, levantad la mano ahora!!”
sesenta manos se alzaron a la vez, Ninfala sonrió la mayoría absoluta había hablado,
Ninfala:”a ver las que no han levantado la mano, ¿podéis decirnos por qué?, ¿cuál es el error de mi estrategia?, venga levantaros y os oiremos.”
Las doce Ninfas se levantaron inquietas, una llamada Nuriastica habló.
Nuriastica:”Ninfala, te seguimos hasta la muerte, hemos estado a punto de ser esclavizadas, pero seguir sin agua será como dejarse morir en el bosque, sin presentar batalla, queremos luchar, pero queremos luchar en condiciones, no queremos morir sino que nos maten si es que pueden, vamos a intentar aniquilar a todos los orcos, troll’s, lobos negros, y nigromantes quese nos cruzen en el camino, hasta que no quede una ninfa, pero creo que hablo por boca de mis compañeras cuando digo que quiero hacerlo en condiciones, no quiero pasar sed, ni dejar mis cuchillos o mis dardos, ni por supuesto dormir fuera de mi tienda, por eso pido que volvamos a por agua al reino enano, provisiones para un mes y avancemos otra vez en condiciones.”
Ninfala:”bien te hemos escuchado, ¿alguien más está con ellas?, levantaros sin miedo, no habrá represalias para nadie.”
Se levantaron cinco más entonces se hizo el recuento, diecisiete ninfas querían volver a la seguridad del reino enano, reabastecerse adecuadamente y volver a luchar “en condiciones”
Ninfala:”bien vosotras iros al reino enano y cargar agua buena y provisiones, supongo que tardaréis una semana en encontrarnos, si es que nos volvéis a encontrar, si os cruzáis con enemigos, MATADLOS!, no vaya a ser que no volvamos a vernos, el resto seguiremos con el plan genuino, veinte irán a por agua al poblado orco, diez se quedan a esperar la mitad del agua y el resto avanzaremos, si mis cálculos no fallan seremos veintisiete las que avancemos sin agua durante tres o cuatro días, ¿voluntarias??”
las cincuenta y siete ninfas se ofrecieron voluntarias, llegó el momento de la difícil decisión, bueno como era ilógico, se decidió que los grupos de caza y intendencia serían los encargados de ir a buscar el agua, se completaron con ninfas del segundo pelotón, las exploradoras se quedarían en el campamento a esperar el agua y las demás se dispusieron a avanzar, todas se despidieron como si nunca más se fueran a encontrrar, quien sabe a lo mejor es el final de la compañía de ninfas suicidas…..

continuará.
si llegó aquí desde la página oficial del cuento pulse aquí para volver a ella: las ninfas suicidas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s