segunda era: Fausto, unas carretas, una batalla, no entiendo nada….. (24)

Fausto estaba cansado, habían estado marchando por los eriales durante varios días y habían ido reviviendo la vida de las ninfas suicidas en aquellos mismos eriales, pero aquello pasaba lo inimaginable, decenas de hombres, bueno semihombres muertos y abandonados alrededor de unos carromatos de los denominados “para esclavos”, no cuadraba, las ninfas habían matado aquellos seres, cientos mientras que no se divisaban signos de que las ninfas hubieran tenido bajas, ni cuerpos ni tuimbas había por los alrededores…….. Sigue leyendo

Anuncios

segunda era: cayó el portal 2ªparte (23)

Poco a poco el ejército terrestre iba ganando posiciones frente al portal, los faunos,enanos y ninfas habían sido diezmados, los magos eran insuficientes y el enemigo tenía a su favor la falta de humo, en unas pocas horas la batalla había cambiado de signo y los ejércitos terrestres pasaron de asaltantes a defensores de una plaza, poco a poco iban saliendo más efectivos, nás soldados del portal que iban asegurando posiciones. Sigue leyendo

segunda era: cayó el portal(1ª parte). (22)

Sire Bhodi continuaba luchando contra el ejército terreste, estaba ardiendo por lso cuatro costados y le habían partido veinte ramas pero seguía mano a mano con los últimos ogros que quedaban rompiendo cuellos, estaba claro que el portal acababa de caer, pero ¿qué pasaría con el mundo mágico?…….
Al vencer tan fácil al enemigo la última vez con las invocaciones de los magos el ejército “mágico ” se confió, además llegó un mensajero fauno con un mensaje que decía:”resistid, compañía de enanos con 500 componente llegaran en dos semanas”, vamos con esos refuerzos y la moral por las nubes querían entrar los faunos y lso enanos en el mundo terrestre para “contraatacar”, pero Sire Bodhi no dejaba de avisar;”‘hemos de estar preparados”, “no es tan fácil”, “cuidado estan preparando algo gordo”, hasta ahora la defensa del portal se había basado en fuertes humaredas, los soldados terrestres no podían usar sus armas de fuego si había mucho humo y no distinguían entre amigos y enemigos, así que cuando empezaron a caer las rocas que sellaban el portal, los enanos se prepararon para repeler el ataque, decían que no iban a ser menos que unos magos, en total había unos trescientos enanos, niños y mujeres ayudaban a llevar municiones y hachas a los enanos, los ogros se dispusieron en sus tirachinas gigantes, pero aquel día pasaba algo raro, es como si la guerra se hubiera convertido en rutina, los ogros tardaban más de la cuenta en cargar sus armas y los enanos hicieron la muralla defensiva más pausadamente, cómo si fuera un trabajo, parecía más para ganarse la paga que si les fuese su propia vida…..
por el portal aparecieron cuatro soldados con una especie de ventiladores gigantes, los pusieron cada uno alrededor del portal para esparcir el humo que se acumulaba en el valle y salieron corriendo hacia dentro, nadie lanzó una miserable hacha contra ellos, craso error, detrás aparecieron cuatro tanques que al tener buena visión diezmaron directamente a los enanos antes que siquiera hubieran podido avanzar, a continuación salió la infantería con escopetas láser, al haber esparcido el humo pudieron atacar also enanos, fué una gran matanza, aunque los ogros empezaron a tirar chinas, esta llegaron demasiado tarde, pues ya había dos compañías de infantería y tres de tanques en el valle del portal, disparando a doquier con sus armas de distancia, no había ningún soldado que se pudiera acercar y los ogros estaban muy lejos para enfretárseles en un cuerpo a cuerpo……
Al cabo de diez miutos todos los enanos habían sido abatidos, trescientos enanos masacrados por pensar que esta guerra era fácil, pero cuando salieron al campo de batalla los faunos y las ninfas estos ya se habían dsitribuido por el escenario de guerra, matando a tdo aquel que se moviera…….
Los faunos y las ninfas intentaron atacar, pero salvo algún dardo envenenado de las ninfas que mató algún soldado, los faunos no estaban armados como para competir con armaduras de tungsteno y armas láser así que fueron cayendo como moscas, las ninfas aunque luchaban fieramente sólo podían conseguir matar a un soldado si le daban en alguna parte desprotegida, esto es en ojos y boca, lo tenían asumido, pero no dejaba de serdifícil, a las dos horas de la campaña la última ninfa cayó y los faunos ya hacían tiempo que habían muerto todos……
entraron en escena los lobos, que habiendo olido sanbre se precipitaron contra los humanos, pero sus armaduras eran muy fuertes y sólo le podían dar testarazos, eran impunes a las mordeduras……
Detras de lso lobos diecinueve magos se lanzaron a hacer conjuros de seres gigantescos, peor entonces la infantería se volcó a dispararles a los magos e iban cayendo uno a uno, los magos necesitaban de un tiempo para hacer un conjuro y los soldados tenían claro que no los podían dejar tranquilos….
cuando quedaban cuatro magos sólo Máximus predijo que agrandaran a los lobos para atacarles a ellos y así hicieron, los lobos se convirtieron en animales gigantescos, yendo a atacar a los soldados, pero estos montaron dos líneas y los fueron abatiendo tal y como iban llegando……
los ogros llegaron y empezaron a romper cuellos, pero por cada cuello que rompían morían cuatro efectivos de las tierras mñagicas, no pintaba bien………

continuará….

crónicas de las tierras mágicas: segunda era; primer día en el desierto.(21)

Fausto no sabía bien bien cómo enfocar el asalto a aquel desierto, sabía que las ninfas suicidas se habían adentrado en aquel desierto y que no habían vuelto, pero no sabían que podía haber pasado con ellas, seguramente se encontrarían en cuestión de días una gran guerra donde habrían muerto. Sigue leyendo

Crónicas de las tierras mágicas:segunda era; Decilebes. Camino a minas del pico pelado.(20)

Decilebes había cogido el mando de la compañía sin demasiada ilusión, Fausto le había presionado para que lo tomara, lógicamente entendía que su compañía tenía la misión más fácil, si es que convencer a una colla de enanos para que se movieran y además se movieran deprisa es una empresa fácil. Sigue leyendo

crónicas de las tierras mágicas, noticias de la guerra del portal. (19)

Cuando estaban a punto de bajar del pico nevado apareció en el horizonte hacia el sur un gran águila que los llamaba, los duendes desaparecieron ipso-facto, no eran muy amigos de las grandes águilas….. Sigue leyendo

crónicas de las tierras mágicas: segunda era; el pico nevado. (18)

y se volvieron a poner en marcha y volvieron a no saber que les depararía el futuro, sólo tenían una cosa clara, tenían que avanzar y tenían que conseguir un gran ejercito para ayudar a sus amigos en la guerra del portal. Sigue leyendo